Una vida que correr

Correr es una elección, la seleccionamos de entre todas las actividades por diversas razones, para bajar de peso, sentir la euforia, escapar unos minutos del mundo, darle vuelta a algún problema o por recomendación de alguien a quien le ha cambiado la vida y ahora se encuentra en el fondo de este maravilloso mundo. Un movimiento que es practicado desde siempre por la raza humana, ya sea por supervivencia, para alcanzar nuestro alimento, demostrar quién era el mejor, y ahora, para cambiar el interior, un paso, que remarca la evolución que tenemos como humanidad, ver por nuestro propio bienestar, más allá de la supervivencia. 

Valle del Conejo

Cuando conectas con algo tan básico como esto, lo transformas en un ejercicio profundo, al punto de volverse un punto crítico. Lo que comes, la hora de dormir, el calzado que usarás, la selección de telas que cubrirán y acompañarán tus movimientos corporales, su perfección en ellos y los pensamientos que atraviesan por tu mente. La práctica constante, la disciplina y la conciencia del bienestar que adquieres al correr, te ayuda a esquivar aquello que obstaculiza tu crecimiento y es entonces cuando empieza la creación. Es a partir de ese momento, cuando comienzas a creer. A considerar ese par de horas las mejores de tu día y la razón de vivir en el aquí y el ahora. 

«No corro para agregar días a mi vida, corro para agregar vida a mis días». Ronald Rook

Correr se vuelve en una herramienta poderosa, y lo entiendes hasta que estás muy dentro. No importa si eres un maratonista que tiene como meta el Maratón de Boston o alguien que acaba de comprometerse con su cuerpo y mente trotando 20 minutos al día. Correr es para todos. Sin excepción. Olvidemos la vida aspiracional y el marketing global que nos bombardea con estereotipos generales, sólo pensemos que hacerlo cambia los minutos y segundos a experiencias que ayudan en múltiples sentidos a nuestro cuerpo y mente. Te ayuda a pensar en el todo y en la nada de nuestra existencia, te hace creer en ti mismo y eso es lo que vale cada paso que das. Te ayuda a abrir posibilidades en tu vida, visualizas otras que no estaban en el mapa y te ayuda a reconstruirte a cada instante.

La Pila

Correr te cambia, comienzas a trazar tus vacaciones para que se empalmen en una carrera. Creas rutas para recorrer rincones de tu ciudad y descubrir un lugar nuevo al finalizar el trayecto. Despiertas a las 4:30 AM para subir una montaña. Le das un nuevo sentido a la música, conecta contigo. Comprendes el sonido de la respiración. Los golpes de los pies contra la tierra. Una nueva espiritualidad. Hay que hablarlo, correr es incómodo. Todo reto lo es. Cambiar de trabajo, de casa, mudarte a otro país, reconstruirte como persona, salir de una situación tóxica. Todo esto trae dificultades y miedos, te reta a evolucionar. Lo mismo pasa cuando pones un pie delante del otro y lo conviertes en un ritual. Estás incómodo en tus primeros 5k. Mismo caso cuando saltas a los 10k, y hay que resaltarlo, el día que pisas por primera vez una pista sientes tus pulmones arder. El lunes después de una carrera dominical larga, el dolor en las piernas no cede. La mañana que te invitaron a la montaña, la altitud no te permitía respirar y la altimetría no cedía haciendo la cuesta interminable. Cuando te atas las agujetas para correr tu primer maratón. Todo te reta, y el proceso es incómodo. Pero cuando te adaptas y volteas en retrospectiva, sabes que te hizo mejor. Y que cualquier proceso es sagrado. Tiempo y paciencia. Constancia y dedicación. El esfuerzo siempre se reflejará en ti, confía. Tienes una vida y la puedes correr.

¿Quieres colaborar con rungry. para compartir tu visión sobre correr? Escríbenos a info@rungrymx o por DM en nuestro Instagram y Facebook.

Publicado por rungrymx

Somos corredores, apasionados por las distancias largas.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: